Monday, August 04, 2008

Algunos efectos de la Globalización.

Crueldad en estado puro:



"...El mundo ha cambiado. Los marcos de referencia ideológicos, las herramientas políticas y sociológicas que ayudaban a interpretar y explicar la evolución en la historia contemporánea, se han vuelto obsoletos en un escenario donde las reglas de juego son cada vez más ajenas a los actores tradicionales. Ningún rincón del mundo queda inmune ante los efectos de la globalización liberal, un paradigma engañoso que proyecta una falsa imagen de progreso y de modernidad sobre presupuestos insostenibles. Éstos, en realidad, representan una amenaza, no sólo por lo que comportan de abuso y depredación de los recursos naturales, sino por los quebrantos sociales que socavan el bienestar y la convivencia de los ciudadanos del planeta.

Para ayudarnos a entender, aquí se dan cita Tahar Ben Jelloun, John Berger, Ernesto Cardenal, Ariel Dorfman, Boaventura de Sousa Santos, Eduardo Galeano, Susan George, Sami Naïr, Riccardo Petrella, Aminata Traoré, Jean Ziegler... Porque tomar conciencia del problema es el primer paso para participar en las acciones destinadas a orientar el cambio y restablecer el equilibrio entre las personas y la naturaleza, entre los pueblos y el planeta, entre la ciudadanía y sus legítimas aspiraciones a garantizar un futuro sostenible, sin comprometer el de las próximas generaciones.

Los movimientos demográficos dibujan una de las variables más evidentes del cambio apuntado. La sobreexplotación de los recursos agota y empobrece extensos territorios y desplaza constantes mareas humanas hacia áreas metropolitanas que derivan en conglomerados urbanos, a menudo con grandes bolsas de marginación donde no alcanzan los servicios del Estado. Deforestación, avance de la desertificación, privatizaciónes y gestión irresponsable de los recursos hídricos, pérdida de biodiversidad y cambio climático, son algunas de sus consecuencias.

Alentadas por una pésima distribución de la riqueza, la marginación y la pobreza no son un producto exclusivo del déficit educativo. También son fruto de enfermedades generadas por la nueva economía que hace más pobres a los pobres y más ricos a los poderosos. La globalización estimula el libre cambio comercial y exige el fin de las barreras aduaneras a los más desfavorecidos, pero mantiene férreos instrumentos proteccionistas para garantizar las rentas y beneficios de quienes predican el nuevo liberalismo. El desatino llega hasta el extremo de fomentar indirectamente las hambrunas para garantizar la producción de agrocombustibles en un planeta próximo a agotar sus fuentes de energía fósil. Y, junto a la locura en la búsqueda del beneficio, sea cual sea su coste sobre el medio ambiente y su entorno, surgen nuevas alertas sanitarias, cuando no viejos brotes de dolencias que parecían superadas, asociadas a la desigualdad social y a los efectos perversos del desarrollo. Los núcleos demográficos más débiles acusan con mayor intensidad y frecuencia los efectos del subdesarrollo y las llamadas catástrofes naturales. Es sólo cuestión de tiempo. La globalización alcanza a todos y, salvo que se altere el orden de prioridades, sus efectos más indeseables también se extenderán al mundo supuestamente más desarrollado. Y la fractura podría ser total..."

Texto completo aquí.

El presente artículo es la reproducción del texto de introducción del catálogo que acompaña a la exposición "Globalización y fracturas" que hasta el 14 de septiembre se puede visitar -entrada libre- en La Casa Encendida de Madrid, España.

Más información en la página web de La Casa Encendida.

4 comments:

emimx said...

Hace poco conversábamos con mi padre sobre cuestiones económicas y políticas; y desde su perspectiva (no me importa el otro, desconozco al otro, solo me preocupa mi propia supervivencia y la de nadie más, etc...) entiendo su punto de vista y hasta lo comparto en muchísimos aspectos. Su punto es el siguiente: que es normal y natural que exista este mundo mezquino con tantas desigualdades de niveles interplanetarios entre dos personas.

Pero no hay que olvidar que una moneda TIENE DOS CARAS. Y eso es lo que me genera inquietud e intriga en todo lo relacionado con este mundo loco que vivimos.

Majo said...

El mundo fue y será una porqueria ya lo se en el...2000 tambien, tan cierto como un lindo tango bailamos? ja
www.refugiodelkaos.blogspot.com
Majo

emimx said...

hahahaha

Ese tema lo contaba en Nave Jungla junto a Omar Coronel...

La Gorda said...

Es cierto que está "naturalizado" (no que es natural) que haya tantas desigualdades sociales. Ahora, la cuestión está en: ¿qué vas a hacer para cambiarlo?, ¿cuándo vas a empezar a hacerlo?, ¿a dónde querés llegar con eso?

Poder conmoverte ante la desigualdad es un paso importante, pero sólo un paso.

AGUANTE EL ACTIVISMO SOCIAL!